Bogotá, 29 de noviembre del 2019: El 18, 19 y 20 de noviembre del 2019 se llevó a cabo en la ciudad de Bogotá (Colombia) el encuentro anual de la Red Jesuita con Migrantes (RJM)1, que contó con la participación de alrededor de 40 personas pertenecientes a organizaciones de la Compañía de Jesús, quienes vienen trabajando en Suramérica para acompañar la movilidad humana forzada.

Iniciando el encuentro se reflexionó sobre los retos a los que se enfrenta la red, ante un creciente flujo migratorio del pueblo venezolano, debido a la crisis multidimensional que vive este país, la situación de desplazamiento y violencia interna de Colombia, y de igual forma, el fenómeno migratorio haitiano, cubano y extra continental que debe afrontar la región.

En este contexto, la Coordinación de la RJM hizo la invitación a apropiar dentro de nuestra labor las Preferencias Apostólicas Universales (PAU), que comprenden: A) Mostrar el camino hacia Dios mediante los Ejercicios Espirituales y el discernimiento, B) Caminar junto a los pobres, los descartados del mundo, los vulnerados en su dignidad en una misión de reconciliación y justicia, C) Acompañar a los jóvenes en la creación de un futuro esperanzador, y D) Colaborar en el cuidado de la casa común. Preferencias que vienen de la mano del llamado a promover la hospitalidad hacia las personas migrantes, refugiadas, retornadas y las comunidades de acogida.

Ello implica caminar con los migrantes y no por los migrantes, se trata de hacer camino con aquellas personas a quienes la sociedad llama descartados, propiciar espacios de atención seguros, rutas que reconozcan la dignidad y garanticen los destinos, misión que la Red Jesuita con Migrantes se pone como meta desde una perspectiva regional, integral y no dejando las responsabilidades por países para la atención de esta realidad. Venezuela es el punto focal de estas reflexiones a partir de la movilidad humana generada en los últimos años que trastoca a toda la región.

Ante las medidas restrictivas que han adoptado recientemente los Estados de la región, se requiere como red, hacer una mayor incidencia para que ellos permitan el acceso a los territorios, exigir que sean garantes de los derechos fundamentales, desde los mecanismos legales y administrativos, así como el cumplimiento de lo acordado en los instrumentos internacionales pactados en la materia.

A los compañeros/as en la misión del cuerpo apostólico de la Compañía de Jesús, la RJM los invita a hacer memoria que el próximo año será un momento especial para inspirarnos en el llamado del Padre General Pedro Arrupe SJ, al conmemorarse los 40 años de la fundación del Servicio Jesuita a Refugiados; Arrupe abrió la Compañía al encuentro con el rostro de los refugiados y migrantes que hoy nos siguen interpelando. La opción por la migración forzada es una llamada a todo el cuerpo de la Compañía en América Latina y el Caribe, y como RJM hace el llamado a caminar en red, para seguir encarnando la misión de reconciliación y justicia con la migración forzada desde cada una de sus obras y trabajos; ante ello queda mucho camino para aprovechar la potencia del trabajo articulado, teniendo una apertura a la conformación de alianzas cada vez más amplias. Por lo anterior, se convoca a la Iglesia y hacia la sociedad civil para fortalecer el trabajo conjunto.

Para avanzar en dichos objetivos desde el trabajo colaborativo dentro de la RJM se han planteado tres dimensiones: A) Acompañamiento socio pastoral, B) Teórico investigativa y C) Incidencia política y Social, desde las cuales se ha acordado fortalecer el trabajo como red con acciones concretas como: realizar un mapeo del trabajo que se hace desde cada uno de los países, compartir recursos, articulación en el análisis de la crisis migratoria, trabajar en las causas y los causantes de la misma, generar incidencia a nivel regional, promover la hospitalidad favoreciendo los espacios de encuentro de la población que se acompaña y aportar para conseguir una movilidad humana, informada y segura en la región.

Por último, el encuentro dejó un sentido de conexión dentro de sus participantes como un espacio de discernimiento colectivo, que llevó a reflexionar sobre nuestra labor, a reconocer los rostros que trabajan por nuestra misión en otras latitudes y abre un gran camino de esperanza para imaginarnos como red un mejor mundo posible.



__________________________________________________
1. La RJM es la plataforma de la CPAL (Conferencia de Provinciales de América Latina) que reúne a las obras e instituciones comprometidas en el abordaje del acompañamiento a la migración forzada (personas desplazadas, migrantes, PNPI, solicitantes de asilo y refugiadas). Las obras de la RJM presentes en la reunión han sido los Servicios Jesuitas a Migrantes de Chile, Bolivia y Argentina-Uruguay, el Servicio Jesuita a Migrantes y Refugiados de Brasil, los Servicios Jesuitas a Refugiados de Colombia, Ecuador, Venezuela y la oficina regional latinoamericana y el caribe del JRS, el centro social Encuentros de Perú, las universidades Católica del Táchira (Ven), Universidad Católica Andrés Bello (Venezuela) a través del Centro de Derechos Humanos, la Universidad Ruiz de Montoya (Perú), la Pontificia Universidad Católica del Ecuador -PUCE, la Federación Internacional de Fe y Alegría (Internacional) y el IRFA Venezuela.


Countries Related to this Region