Plan estratégico 2012-2015: Construir el futuro mediante una acción de calidad.
26 junio 2013

Nuestro carácter flexible nos desafía frente a la migración forzada en Latinoamérica.
El Servicio Jesuita a Refugiados en América Latina y el Caribe (SJR LAC) se inició a partir de 1996 como una instancia de articulación y encuentro para favorecer la misión en los países donde hemos sido llamados a ofrecer un servicio de acompañamiento a refugiados y desplazados internos y facilitar la coordinación entre los proyectos de la región.

A partir del 2004 el SJR LAC inició una dinámica de planeación estratégica que congregó a los equipos nacionales y sus directores, quienes en sus reuniones anuales fueron configurando una estrategia y modo de proceder para dar calidad a nuestra acción.  A través de los planes estratégicos se organizan los esfuerzos del SJR LAC para atender el fenómeno de refugio y/o desplazamiento interno causados por la violencia de conflictos armados o por desastres naturales en los países latinoamericanos y caribeños afectados por tales situaciones. 

Diecisiete años después de iniciar nuestra presencia en Latinoamérica comprobamos que la invitación inicial de Pedro Arrupe SJ, fundador del SJR, sigue siendo vigente porque se mantiene un flujo constante de personas cuya violación a sus derechos se produce antes, durante y después del desplazamiento forzado. En la actualidad, América Latina es un continente en una compleja movilidad, especialmente en este momento cuando el desarrollo económico pujante desdibuja la realidad de aquellos que han migrado de manera forzada, y se mezcla con aquellos que migran para buscar una mejor calidad de vida, los llamados migrantes económicos. 

Como obra de la Compañía de Jesús, el SJR está llamado a ofrecer “un servicio humano, educativo y espiritual” que revierta los impactos de las vulneraciones y violación de derechos de aquellos que luchan por recobrar un puesto en la sociedad. Además, el SJR es una organización global que se mantiene flexible para caminar junto a los refugiados y evidenciar su testimonio de camino andado y de nuevos caminos por andar. Desde esta visión queremos dar una respuesta a las nuevas situaciones de desplazamiento forzado, actuar para revertir las causas de desigualdad estructural con inclusión y solidaridad, y a desafiar los sistemas que no reconocen los derechos humanos. 

Nuestro carácter flexible nos desafía frente a la migración forzada en Latinoamérica, por eso en este tercer plan estratégico del SJR LAC queremos ofrecer nuestro humilde aporte para impactar la realidad de injusticia y vulneración motivada por: 
  • El no reconocimiento de derechos de refugiados y desplazados víctimas del conflicto armado colombiano.  
  • El riesgo de vinculación de niños, niñas, adolescente y jóvenes al conflicto armado.
  • Las nuevas causas que producen el desplazamiento forzado. 
  • La invisibilidad de nuevos flujos de migración forzada, especialmente aquellos en riesgo de ser víctimas de trata y tráfico.
Considerando nuestro contexto e identidad, hemos priorizado las acciones en función de tres ejes estratégicos: Acompañamiento, incidencia y fortalecimiento institucional. Este plan estratégico recoge nuestras principales metas para los próximos cuatro años, ha sido fruto de un proceso de consulta y discernimiento en las distintas instancias de relación del SJR LAC.

Por ahora este plan estratégico es la materialización de un sueño que nos exigirá mucho esfuerzo institucional y articulación con otros, pero es definitivamente una herramienta que nos dispone para mejor acompañar, servir y defender.





Press Contact Information
Edson Louidor
comunicacion.coordinacion@sjrlac.org
+57 1 3681466