Entrañas de misericordia: El Papa Francisco ante los migrantes, desplazados y refugiados
  “Reconciliar a los desavenidos”. Mi experiencia con las FARC EP.
  Asociación Nuevo Futuro: Una iniciativa de construcción de paz de mujeres en la frontera Colombia- Ecuador
  Cinep/PPP, ESAP y Servicio Jesuita a Refugiados en las Zonas Veredales
  Colombia: Aniversario SJR Colombia 2017 “Lanzamiento libro – El cáliz de mi sangre de Martha Mora”
  Colombia: Niños campesinos sembrando futuro
  Colombia: pidiendo a mi hijo perdón
  Cuentario “Palabras que abrazan en medio del conflicto”
  Diplomado, Cultura de Paz y Derechos Humanos - SJR Venezuela
  Echando raíces en el Cairo
  EL RETO DE LA CONSTRUCCIÓN DE PAZ EN COLOMBIA
  ELEMENTOS PARA UNA DEFINICION DE RECONCILIACION QUE NOS AYUDEN A TRABAJAR EN SU PROMOCIÓN
  Elías López SJ: "El SJR está llamado a estar en las dos fronteras de la reconciliación para sanar las heridas sociales".
  Empieza el “Proceso del 9 al 9”
  Fe y Alegría: comprometidos con la paz y la reconciliación
  Frontera Venezuela-Colombia: Construyendo individual y comunitariamente el sentido de la reconciliación
  Herramientas para la Reconciliación. Sanando las heridas del conflicto y reconstruyendo los vínculos y el tejido social a nivel personal, comunitario y político.
  La Reconciliación nos precede: una reflexión desde la pastoral.
  LAS PROMOTORAS DE SALUD UNA INICIATIVA DE CONSTRUCCIÓN DE PAZ LIDERADA POR MUJERES EN LA FRONTERA COLOMBIA – VENEZUELA
  LAS PROMOTORAS DE SALUD UNA INICIATIVA DE CONSTRUCCIÓN DE PAZ LIDERADA POR MUJERES EN LA FRONTERA COLOMBIA – VENEZUELA
  LIDERAZGO JUVENIL HERRAMIENTA EFECTIVA PARA CONSTRUIR LA PAZ Y LA RECONCILIACIÓN
  Manifiesto Juvenil por la PAZ
  Oración por Siria: bienaventurados sean los pacificadores
  Testimonio de un refugiado colombiano ante el reto del perdón y la reconciliación
  Venezuela: El SJR trabaja por la construcción de la paz en la frontera colombo-venezolana a través de la integración y la reconciliación


Llegada al corregimiento de Cerro Azul tras una jornada de visitas domiciliarias. Si algo definió estos días en la zona fue el caminar, un caminar al encuentro del otro. Fotografía de Gorka Ortega/SJRLAC.
Bogotá, 23 de abril de 2014. La Semana Santa es un tiempo para el compartir en comunidad, para crecer en los valores humanos y fortalecer las creencias religiosas que en muchas víctimas del desplazamiento armado son el sostén y la fuente de vida ante las situaciones de dolor. El SJR reconoce estos principios y acompaña a las comunidades en estos espacios con la colaboración de Jesuitas y compañeros de la misión.

Son las seis de la mañana en la vereda Alto San Juan del municipio de San Pablo al Sur de Bolívar, doña Constanza se levanta a despedir a su marido Pedro quien sale muy temprano a trabajar cortando madera a dos horas de camino desde su hogar. Es domingo de ramos y en las horas de la tarde llegarán los misioneros del SJR a acompañar la Semana Santa; ella quiere tener la casa lista y confortable porque uno de ellos compartirá estos días con su familia. Como muchas de las historia de vida del lugar, la de doña Constanza ha tenido que pasar por mucho momentos de dificultad y desesperanza, aun así los abrazos y besos para sus 6 hijos nunca terminan, ella considera que colmando de amor y ternura a sus pequeños les brindara un futuro distinto al pasado de violencia y dolor por las que ella pasó, gracias a los valores cristianos que ha cultivado a lo largo de su vida considera que las buenas enseñanzas que le deje como legado a su desendencia seran herramientas importantes para salir adelante de la adversidad. Ella es una mujer muy devota y como siempre sera la acompañante fiel de celebraciones litúrgicas que se celebran en su territorio, donde nuevamente su oración será por los suyos y por su vereda que tanto quiere.

Así como doña Constanza otro buen número de mujeres, hombres, niños-as y jóvenes hicieron de esta Semana de oración cristiana, un lugar para el encuentro y el compartir. El SJR en este 2014 organizó dos misiones de participación en la Semana Santa, una fue en Buenaventura y la otra en San Pablo sur de Bolívar. En ellas colaboraron tres jesuitas en formación, Alberto Guerrero S.J sacerdote jesuita español, Gorka Ortega técnico de comunicaciones del SJR LAC, la asesora de Integración Local y la pasante de la universidad Javeriana que hacen parte del Equipo del SJR de Magdalena Medio. Cada uno de ellos se alojó en las viviendas de la comunidad durante esta semana mayor y tuvieron la oportunidad de compartir con los habitantes de estos lugares. Los misioneros de San Pablo estuvieron en tres veredas: Alto Berlín, Cerro Azul y Alto San Juan. Por otra parte los jesuitas que estuvieron en Buenaventura acompañaron la comunidad de Palo Seco y algunas veredas del puerto.

En cada uno de los lugares se realizó un trabajo con niños, niñas, adolescentes y jóvenes con las temáticas propias del servicio, la caridad, el amor, la hospitalidad, la reconciliación. En el compartir con ellos y ellas se fortalecieron los vínculos humanos, fraternos, era fácil tener un mismo lenguaje y un mismo sentir. En el triduo pascual hubo tiempo para la oración, la reflexión, la escucha. Las personas que asistían a las actividades llevaban como petición la vida de sus familias, sus hijos muertos y desaparecidos, sus esposos violentos, sus niños pequeños. Era una mezcla de súplica ante el dolor que genera estar en ambientes de guerra, trabajo forzado, violencia intra familiar, pero al a vez con un fondo de esperanza que prometía un ambiente de Reconciliación para la siguiente generación.

Cuando hablamos de Reconciliación en el SJR Colombia ponemos como primer principio la escucha cercana a las comunidades que acompañamos y creemos que es necesario compartir la vida con ellos es los que nos da Empatía y posibilidades de cambio. Pues con esta experiencia de “comer un mismo pan” durante este tiempo festivo entendemos un poco más, que no tenemos un camino seguro o una fórmula efectiva para alcanzar la Reconciliación, pero tenemos en cambio la posibilidad de explorar juntos, de darle nombres concretos a las condiciones de posibilidad para una cultura de paz. En el momento en que Harold, un niño de la vereda nos pide un abrazo fuerte porque ha encontrado en nosotros alegría y cariño en medio de su ambiente hostil, entendemos que más allá de unas condiciones políticas, económicas, sociales que son importantes para hablar de garantías hacia una Reconciliación duradera, es importante no tener miedo en gastarnos por los otros, para dar esperanza, compañía y consuelo. Si no hay encuentro verdadero con las personas de las comunidades en la Estrategia de Reconciliación, será muy difícil pensar alcanzar una paz permanente en Colombia. La Reconciliación es el encuentro de dos partes y el SJR quiere apostar por las dos estando sumergidos en ellas.


Miguel Grijalba S.J lidera la iniciativa de Reconciliación en la región desde el SJR Colombia.
Countries Related to this Region